10.03.2017 06:54 h

Gremio hace valer su oficio ante Zamora (0-2)

Los brasileños suman sus tres primeros puntos en la Libertadores. (Foto: Getty)
Los brasileños suman sus tres primeros puntos en la Libertadores. (Foto: Getty)

El brasileño Gremio, con goles de Leo Moura y Luan, derrotó 0-2 al venezolano Zamora este jueves en el estreno de ambos equipos en el Grupo 8 de la Copa Libertadores 2017.

Pese a haber hecho un partido discreto, el gigante gaúcho -dos veces campeón de la Libertadores- hizo gala de mucho oficio para salir airoso con comodidad en su visita al estadio La Carolina, en la ciudad de Barinas (oeste de Venezuela).

Las anotaciones del lateral derecho Moura en el final del primer tiempo (45) y del delantero Luan en el principio del segundo (51), de penal, desequilibraron para darle a los brasileños sus primeros tres puntos en el Grupo 8, completado por el paraguayo Guaraní y el chileno Deportes Iquique.

Zamora, campeón del fútbol venezolano, tuvo chances a la ofensiva, pero echó en falta tranquilidad y puntería a la hora de definir. Los anfitriones y en particular el delantero Anthony Uribe tuvieron un prometedor arranque. Apenas a los 4 minutos, un disparo de Uribe ponía a prueba los reflejos del portero de Gremio, Marcelo Grohe.

El panameño Ricardo Clarke, poco después, fallaba una oportunidad clarísima, solo en el área, al patear desviado. Gremio superó esos primeros instantes de dominio local. Sin embargo, el arquero de los blanquinegros, Carlos Salazar, resistió sus ataques, bloqueando remates de Ramiro en el minuto 16 y del ecuatoriano Miller Bolaños en el 26.

Aunque mejoraron, los gaúchos no imponían su ley y, tras unos minutos de bajas revoluciones por parte de ambos bandos, Zamora retomó la iniciativa. El mediocampista Angelo Peña, tal como le había pasado a Clarke, erró una oportunidad en el 42. Erickson Gallardo, luego de una vistosa jugada individual, le cedió el balón y, solo, chutó mal.

Quien no falló fue Leo Moura justo antes del descanso. En una de sus subidas, hizo una diagonal hacia el área y recibió como si fuese un centrodelantero. Él no perdonó, superando con un buen remate el desesperado cierre de Salazar. El Zamora volvía a salir con ímpetu en la segunda mitad, pero encajó un golpe de inmediato.

Ramiro enfiló hacia el arco de los llaneros sin defensores al frente y el zaguero panameño Luis Ovalle, quien corría detrás, le pegó un empujón extendiendo los dos brazos. Era un incuestionable penal, cobrado con éxito por Luan. Todavía faltaba mucho tiempo, pero el 'tricolor gaúcho' había encontrado una ventaja que le permitiría navegar con calma hasta el pitazo final.

Gremio supo manejar esa renta con jerarquía ante un Zamora impotente que trataba de merodear por los dominios de Marcelo Grohe, pero era incapaz de volver a generar auténticas amenazas de gol. Ángelo Peña destacó en esos intentos, aunque abusaba del traslado de la pelota, dándole tiempo a los defensas visitantes de reaccionar. De hecho, pudo ser peor el marcador para los venezolanos. Salazar, en el 77, tuvo que exigirse para controlar, en dos tiempos, un tiro de Miller Bolaños.

afp/livefutbol

ne[project:vgzm;] {endif}